1

Sabías que el origen de las Turbas en Semana Santa es…

Publicado por el .

Bueno, en realidad el origen de estas Turbas en Semana Santa hace alusión a dos hechos históricos de antaño, los cuales no han sido confirmados ni certificados por algún registro o documentación oficial, pero que se mantiene siempre esta creencia hasta la fecha actual.

Previamente debemos mencionar que estas Turbas en Semana Santa vienen a ser el aditamento especial en las festividades de la ciudad de Cuenca, ya que todos aquellos que se unen a esta fiesta sagrada, lo hacen con una vestimenta especial y razón por la cual se les conoce como nazarenos, personajes que utilizan a la túnica como identificativo del personaje que adopta su caracterización. Además de ello, se dedican a hacer el mayor número posible con clarines desafinados así como también con tambores roncos con un afán de burla hacia Jesús en su trayecto al calvario y su crucifixión.

Primera teoría del origen de las Turbas en Semana Santa

Según algunos estudios, hubo una época en la cual existió un motín conocido con el nombre de Tío Corujo, mismo que tuvo como objetivo principal el reclamar a los empresarios por la Subida del PAN, razón por la cual para hacer más evidente y sonoro este reclamo, una gran cantidad de gente salió a las calles con tambores y clarinetes, instrumentos que pertenecen a una iglesia cercana, habiendo salido desde allí vestidos con túnicas, algo que habría coincidido con la festividad y momento desde el cual se conoció como las Turbas en Semana Santa, algo que se mantuvo por mucho tiempo hasta la actualidad.

Segunda versión del origen de las Turbas en Semana Santa

Otra versión menciona que estas Turbas en Semana Santa en cambio hacen referencia a la protesta que realizaron una gran cantidad de personas por motivo de Diferencia de Clases Sociales, algo que originó a un grupo de nazarenos que pertenecían a familias de un estatus bajo, a que se reuniesen a protestar en calles adyacentes a donde se estaba realizando el desfile de la Semana Santa y la procesión  del Viernes Santo, habiéndose hecho uso de clarines y tambores con el objetivo de provocar un gran estruendo y ruido por su reclamo de prohibición para que puedan desfilar junto a la procesión.

Te puede interesar

Un comentario

  1.   lahura dijo

    me gustan muxo las turbas

Escribe un comentario